Psicoterapia

Mi trabajo como psicóloga se desarrolla, cada día, con personas que se encuentran en un momento difícil de su vida o que se enfrentan a un problema que requiere el análisis y la asesoría de un especialista.
Como psicóloga, cuento con herramientas metodológicas y con técnicas para realizar una evaluación, establecer un diagnóstico y proponer un tratamiento para abordar los problemas que cuentan las personas y para ayudarles a entender los motivos de su malestar. Pero este trabajo, no es válido solamente para las situaciones críticas, es importante también proporcionar recursos y estrategias para prevenir posibles problemas que puedan ocurrir en el futuro.
Como ya he comentado, trabajo bajo un enfoque cognitivo-conductual, y sus características son:

  • Es de corta duración.
  • La persona es la protagonista, y debe trabajar para provocar cambios en su vida.
  • El terapeuta es directivo, escucha e interviene para la acción.
  • Se mandan “tareas” para realizar entre sesión y sesión.
  • Está orientada en el momento actual, en el presente.

¿Quién y cuándo puede ser conveniente acudir a un psicólogo o psicóloga?

  • Cualquier persona tenga sensación general de malestar, que se encuentre angustiada y preocupada consigo misma o con los demás.
  • Cualquier persona que desee mejorar su estado de ánimo, y su capacidad para enfrentarse a los problemas que en este momento le resultan complicados.
  • Cualquier persona que no es capaz de afrontar determinadas situaciones: muerte de un ser querido, ruptura de pareja, despido, etc…
  • Cualquier persona que se sienta amenazada y sola, incomprendida o desatendida.
  • Cualquier persona atrapada por miedos que le impidan a salir a la calle, a relacionarse con otras personas, a estar en sitios cerrados, a hablar en público, a viajar, etc..
  • Cualquier persona encerrada en un círculo en el que se encuentran con que todo les sale mal y piensan que las cosas no van a cambiar.
  • Cualquier persona que se encuentre extremadamente nerviosa y ante situaciones cotidianas llegue a perder el control.
  • Cualquier persona que comience a sentir algún síntoma que le produce malestar o le incapacita en su vida cotidiana: llantos, crisis de angustia, obsesiones, etc…
  • Cualquier persona con problemas de comunicación con los demás, con la pareja.
  • Cualquier persona que sienta que su relación de pareja no va como le gustaría.
  • Cualquier persona con dificultades sexuales.
  • Cualquier persona que sienta que ha perdido el control de su propia vida.

Si tienes dudas, consúltame!

“El inconsciente está estructurado como un lenguaje.” Jacques Lacan

Los comentarios están cerrados.

Lidia Rupérez Lana. Psicologa. :: c/ Esquiroz, nº4, 1ºB. 31007. :: Pamplona :: Teléfonos: 948 170 614 - 619 367 034 :: psicologa@lidiaruperez.com